RUTA JAIME MENDOZA, MUCHAS EMOCIONES

El tramo Oruro - Potosí - Sucre tiene una longitud de 468 kilómetros, mientras que el tramo Oruro-Sucre por la Diagonal Jaime Mendoza es de 335 kilómetros, son 133 kilómetros que se reducen en el viaje.

RUTA JAIME MENDOZA, MUCHAS EMOCIONES

Ayer durante todo el día añore a mi profesor de Literatura Carlos Rodrigo del connotado y decano Colegio Nacional “Juan Capriles” de El Alto; él nos hizo leer  las obras “En las tierras del Potosí” (1911) y “Páginas Bárbaras” (1914) del gran escritor y medico Jaime Mendoza (*1). A ello sume el haber escuchado hablar por lo menos 40 años de la construcción de la carretera Diagonal Jaime Mendoza que uniría desde Oruro hasta Sucre-viceversa. 

 

Muchos creyeron que ese sueño no se concretaría jamás. Hoy sin embargo el asfaltado de la carretera Oruro, Norte de Potosí y Sucre es una realidad, en la víspera lo comprobé y lo palpé al retornar de la capital después de asistir a un compromiso familiar. El viaje que habitualmente lo efectuaba entre Sucre – Potosí - Oruro de 10 a 11 horas ingresando a mi ciudad natal Potosí, por la Diagonal Jaime Mendoza se reduce notablemente, ayer empleamos 5 horas y 20 minutos exactamente.

 

El tramo Oruro - Potosí - Sucre tiene una longitud de 468 kilómetros, mientras  que el tramo Oruro-Sucre por la Diagonal Jaime Mendoza es de 335 kilómetros, son 133 kilómetros que se reducen en el viaje, es un claro beneficio de esta carretera tanto para viajeros nacionales como extranjeros.

 

En dialogo con los pasajeros que tomaron el mismo vehículo, en el caso de Oruro se han ejecutado importantes tramos interdepartamentales y los corredores bioceánicos; desde la gestión 2006 se construyeron más de 240 kilómetros en la Diagonal propiamente dicha, es decir, los tramos Huanuni - Bombo - Llallagua; Circunvalación-Huanuni; Llallagua – Chacapuco; Chacapuco - Lluchu y Lluchu – Ravelo.

 

Quien se anime a viajar por esta ruta durante el día (actualmente la mayoría de las flotas hacen servicio nocturno), podrán apreciar el espectacular panorama geográfico por donde atraviesa el camino carretero, tal vez una de las mayores atracciones sea sin lugar a dudas el Puente Fisculco que se encuentra en el tramo Ravelo-Sucre, una obra de gran envergadura, que evita curvas y contracurvas en la quebrada de Fisculco, pero también reduce el tiempo siquiera en 30 minutos, tiene una longitud de 310 metros y una altura de más de 120 metros desde el lecho del rio.

 

Personalmente me emocione mucho al  transitar Sucre – Ravelo – Ocurí, sin embargo mis sensaciones crecieron  cuando atravesé el Norte de Potosí como Macha, Pocoata, Chuquiiuta, Colquechaca, Uncía y Llallagua, lo mismo ocurrió al bordear Huanuni ya en Oruro. Precisamente estas importantes poblaciones son rodeadas por la carretera con excepción de Uncía, la vía atraviesa por pleno centro de la capital folklórica de Potosí, precisamente mucha gente se aprestaba a participar el día 29 de la entrada en honor del  patrono San Miguel Arcangel.

 

En este mi testimonio no estoy mencionando, ni dando datos de los beneficios económicos, que por ejemplo en minería, producción agrícola, transporte y otras aportará esta carretera, simplemente he querido resaltar la envergadura de esta gran obra entregada hace pocos meses atrás. Cuantos orureños, potosinos y chuquisaqueños habrán soñado mucho y hoy están en la realidad; no todo es malo en nuestros gobernantes, nobleza obliga, será muy difícil negar que los actuales si hacen obras.

 

 

 

Ayer al pasar cerca a los centros mineros también “recordé al que las famosas minas de Siglo XX, que están al otro lado de este río, dieron de mamar al mundo su riqueza a cambio de pobreza” (Víctor Montoya) (2). En mi caso particular nunca olvidaré a mi profesor de Literatura, tal vez el leer a Jaime Mendoza influyó en mis posiciones socialistas y comunistas. La ruta diagonal une a tres departamentos y a muchos compatriotas, a nosotros nos cargó de demasiadas e indescriptibles emociones.

 

 

(1) El profesor Carlos Rodrigo también nos hizo leer “La Iliada”, “La Odisea” de Homero, “Señor Presidente”

 de Miguel Ángel Asturias y “Borrachera Verde” de Raúl Botelho Gozalvez; permanentemente repasaba los

 poemas de Pablo Neruda y Franz Tamayo.

 

(2) Escritor, periodista y pedagogo boliviano, fue víctima de la dictadura banzerista; fue exiliado en Suecia,

radicó en Estocolmo y retorno hace poco a Bolivia.

 

Redaccion:

Leonardy Quiroz Guillen

Leonardy Quiroz Guillen

Periodista

Trabajó en radioemisoras y agencias de noticias